“El resultado fue sorprendente”

 

Examen rápido: cinco preguntas dirigidas a Johannes Schwentenwein, director técnico del hotel InterContinental de Viena.

 

mep: Señor director, por favor, háblenos brevemente de su hotel.

 

Schwentenwein: El hotel InterContinental fue uno de los primeros rascacielos construidos en Viena en 1964 y fue renovado en 1996. Dispone de más de 458 habitaciones y varias salas de conferencias, con una capacidad de 80 a 500 personas. Está situado en el centro y ofrece un aparcamiento subterráneo propio. Yo mismo empecé a trabajar hace 28 años como jefe de electricidad en el  Hotel InterConti. Para más información consulte www.ihg.com

 

mep: ¿Qué motivos le llevaron a la decisión de instalar el activador de agua WEM en su Hotel?

 

J.Schwentenwein: Más bien fue por casualidad. El señor Gehard Kozel, cliente habitual del InterContinental, me habló del sistema de agua WEM y me explicó sus ventajas. Dado que mi presupuesto no podía permitirse una inversión de esta índole, el señor Kozel me ofreció una instalación de prueba.

 

mep: ¿Y qué ocurrió entonces?

 

J. Schwentenwein: Para no molestar el funcionamiento normal del hotel, el sistema tuvo que instalarse tarde, después de medianoche. La instalación se llevó a cabo con éxito en la central de agua.

 

mep: ¿Existen efectos cuantificables, que demuestren las ventajas de la inversión?

 

J. Schwentenwein: El resultado fue sorprendente. Ya en la preparación del café por la mañana hubo reacciones. El café resultaba ahora demasiado fuerte a causa del agua energizada. La regulación de las máquinas de café hubo que bajarla dos niveles, lo que equivale a un ahorro del 20%, manteniendo no obstante una calidad igual o incluso mejor del café. Con la mejora de la calidad del agua nos ahorramos además detergente y productos de limpieza. Ya no había tampoco almacenamiento de cal persistente en el mármol y en la grifería de las habitaciones, para alegría del personal de limpieza. Nuestro calentador de agua central, que teníamos que aclarar cuidadosamente al menos cada dos años por los almacenamientos de cal, no ha necesitado hasta ahora mantenimiento. En general, podemos decir, que la inversión ha valido la pena más que de sobra.

 

Mep: ¿Se podría deducir, en qué medida apoya el activador de agua  a la organización y logística de las conferencias?

 

J. Schwentenwein: En los seminarios y congresos, ofrecemos a nuestros congresistas agua del grifo tratada con el sistema WEM en jarras, informándoles de ello. Esta agua se consume de forma activa. Sin embargo, todavía no podemos cuantificar el aumento de su consumo.

 

mep: Muchas gracias por la entrevista.